4 de diciembre de 2013

How Great Is Our God (World edition)



El esplendor de un Rey, vestido en majestad, la tierra alegre está, la tierra alegre está
cubierto está de luz, vencio la oscuridad, y tiembla a su voz, tiembla a su voz
Cuan Grande es Dios, cántale cuan grande es Dios y todos lo verán cuan grande es Dios
Día a día El está, y el tiempo está en El, Principio y el fin, Principio y el fin
La trinidad en Dios, El Padre, Hijo Espíritu, Cordero y el León, Cordero y el León
Cuan Grande es Dios, cántale cuan grande es Dios, y todos lo verán cuan grande es Dios
Y tu nombre sobre todo es, Tu eres digno de alabar, y mi ser dirá Cuan Grande es Dios

22 de noviembre de 2013

24 horas bailando felices


Súper bacano ver tantas personas felices bailando a su manera. Disfruten #24hoursofhappy 

Les recomiendo hacer clic si quieren ver varios personajes bien divertidos. http://24hoursofhappy.com/

12 de noviembre de 2013

Se fue a la presencia del Señor


Ninguno de nosotros vive para sí mismo, ni tampoco muere para sí. Si vivimos, para el Señor vivimos; y si morimos, para el Señor morimos. Así pues, sea que vivamos o que muramos, del Señor somos. Para esto mismo murió Cristo, y volvió a vivir, para ser Señor tanto de los que han muerto como de los que aún viven. Romanos 14:7-9

A-Dios abuelita, descansa en la gracia y paz del Señor Jesucristo. Siempre te amaré!  Noviembre 10 de 2013 11:15 am


No llores si me amas...

¡Si conocieras el don de Dios y lo que es el Cielo!
¡Si pudieras oir el cántico de los Ángeles y verme en medio de ellos! ¡Si pudieras ver desarrollarse ante tus ojos los horizontes, los campos eternos y los nuevos senderos que atravieso! ¡Si por un instante pudieras contemplar, como yo, la belleza ante la cual todas las bellezas palidecen! ¡Cómo! ¿Tú me has visto, me has amado en el país de las sombras y no te resignas a verme y amarme en el país de las inmutables realidades? Créeme; cuando la muerte venga a romper las ligaduras, como ha roto las que a mí me encadenaban, y cuando un día, que Dios ha fijado y conoce, tu alma venga a este Cielo en que te ha precedido la mía, ese día volverás a ver a aquel que te amaba y que siempre te ama, y encontrarás tu corazón con todas sus ternuras purificadas. Volverás a verme, pero transfigurado, en éxtasis y feliz, no ya esperando la muerte, sino avanzando contigo, que me llevarás de la mano por los senderos nuevos de la luz y de la vida, bebiendo con embriaguez a los pies de Dios un néctar del cual nadie se saciará jamás. 
Enjuga tu llanto y no llores si me amas...
Poema Agustín de Hipona

8 de noviembre de 2013

El Reciclador


Enfrentamos una época donde tratamos de crear una conciencia ecológica para tratar de frenar el daño que se le ha hecho al medio ambiente en tantos años.

El calentamiento global, especies que se extinguen, escases del agua, las radiaciones solares y el aire contaminado son sólo algunos de los factores que ahora afectan nuestras vidas.

Ante todas esas necesidades surgen ideas como las del reciclaje que nos permite hacer de objetos que ya no tienen utilidad, como tales, nuevas cosas. Muchas de ellas son verdaderas obras de arte, realizadas con mucho ingenio y creatividad.
Plásticos, latas y cartones que para muchos son basura para los artistas del reciclaje son material valioso para sus nuevas obras de arte.
Lo mismo sucede con nosotros. Tal vez tu vida no ha sido lo que llamamos un buen ejemplo para nadie, puedes haber tomado decisiones equivocadas y tal vez no estés orgulloso de las cosas que hiciste. Puede ser que a los ojos de los hombres no tengas valor o que tal vez tus amigos o familia te abandonaron pero Dios hace verdaderas obras de arte con aquello que los hombres menosprecian.
En las manos del Maestro, todos tomamos la forma perfecta. Si cometiste equivocaciones Dios te perdona y convierte ese error en una enseñanza, tus debilidades las torna en fortalezas, te va transformando hasta que tu vida haya llegado a ser lo que Él quiere que seas. Él toma lo que eres y trabaja sin descanso para llegues a ser lo tienes que ser.
Para Él no hay casos perdidos, no descarta gente ni la tiene por menos porque Dios conoce muy bien de qué estás hecho, cuál es tu materia prima y el potencial que tienes, el Maestro sabe lo que puedes llegar a ser en sus manos: una obra de arte.
El reciclador ve material valioso en aquello que otros desprecian y Dios ve en ti su mayor obra maestra.
“ y lo vil del mundo y lo menospreciado escogió Dios, y lo que no es, para deshacer lo que es” 1 Corintios 1:28
¡No te desanimes, eres muy valioso. Cree en Dios, sus planes para tu vida van más allá de lo que podemos ver o imaginar!
Ana María Frege Issa
Devocional Conexión Vertical

Un poco de fe



Les recomiendo ver "Un poco de fe", me encantó la peli y esta frase: "Jesús es el mas grande reciclador que conozco".

20 de octubre de 2013

Un gesto de amor


Llovía fuerte y era de noche, cuando Renato se dio cuenta que una señora, de avanzada edad, estaba con su coche parado al costado de la carretera necesitando ayuda. Así que, inmediatamente, detuvo su vehículo y se acercó. La señora pensó, que podía tratarse de un ladrón, pues él no inspiraba confianza, tenía el aspecto de un hombre pobre y hambriento. Renato rápidamente percibió el temor de la mujer y le dijo: “Estoy aquí para ayudarla, no se preocupe. ¿Por qué no entra a su auto mientras lo reviso? Le extendió la mano y le dijo: un gusto, mi nombre es Renato”.

Al inspeccionar lo que pasaba, inmediatamente se dio cuenta, que la rueda estaba pinchada entonces se agachó, colocó el gato mecánico, levantó el coche, cambió la rueda y cuando estaba en la tarea de apretar las tuercas, ella abrió la ventana y comenzó a conversar con él. Le contó que no era del lugar, que sólo estaba de paso por allí y de lo agradecida que estaba por su valiosa ayuda. Renato apenas sonrió mientras se levantaba. Ella le preguntó cuánto le debía, reflexionando íntimamente en todas las cosas terribles que podían haber pasado si él no se hubiese detenido para socorrerla. Renato era un hombre que no pensaba en el dinero, le gustaba ayudar a las personas. Este era su modo de vivir. Y le respondió: “Si realmente quisiera pagarme, la próxima vez que se encuentre con alguien que tiene una necesidad, bríndele a esa persona la ayuda que necesite y en dicho momento, acuérdese de mí”.

Después de andar algunos kilómetros, bajo una lluvia torrencial, la anciana decidió parar en un pequeño restaurante al costado del camino. Rápidamente se le acercó una camarera quien le trajo una toalla limpia para que pudiera secar su cabello. La señora notó que la joven que la atendía, estaba con casi ocho meses de embarazo, pero a pesar de eso, tenía una muy buena actitud de amoroso servicio. Esto despertó la curiosidad de la señora, quien se preguntó, ¿cuál será la razón, para que ésta joven que no me conoce, me trate tan bien? En ese instante vino a su mente la imagen de Renato y lo bien que él había procedido con ella.

Al terminar de comer, y mientras la camarera buscaba el cambio, la señora se retiró. Cuando la joven volvió, ya no la encontró y mientras empezaba a preparar la mesa para el próximo cliente, encontró una nota en la servilleta y 4 billetes de 1.000 euros. Entre sorprendida y conmovida por semejante generosidad, sus lágrimas comenzaron a bañar sus ojos, mientras leía lo que la señora tiernamente le había escrito: “Hoy tuve un problema y alguien me ayudó, de la misma forma yo quiero ayudarte a tí. Si tú realmente quisieras reembolsarme este dinero, no dejes que este círculo de amor termine contigo, ayuda también a alguien más y acuérdate de mí”.

Aquella noche, la joven llegó a su casa cansada, después de un largo día de trabajo, se acostó y mientras observaba a su esposo quien ya se había dormido, se quedó pensando en el dinero, en las palabras que le había escrito la señora y en lo bien que les venía este regalo, porque el nacimiento de su hijo sería aproximadamente en un mes. Se dibujó en su rostro una gran sonrisa, agradeció a Dios, se volvió hacia su esposo que dormía a su lado, le dio un beso suave y susurró: -Todo estará bien: ¡Te Amo Renato!

Esta es la actitud que deberíamos tener todas las personas que hemos recibido a Jesús en nuestro corazón, como nuestro único Señor y Salvador, porque aún enfrentando momentos difíciles en nuestras vidas, deberíamos tener una sonrisa en nuestros labios y paz en nuestros corazones, porque Dios prometió estar con nosotros todos los días de nuestras vidas y jamás desampararnos.

Jamás olvidemos que todo lo que damos, vuelve a nosotros. Si sembramos el bien, eso mismo recogeremos.

Brisna Bustamante

3 de octubre de 2013

Agente de Paz


Cuenta una historia que dos hermanos vivieron juntos y en armonía por muchos años pero un día comenzó un pequeño malentendido que fue creciendo.
Si bien los hermanos vivían en granjas separadas, durante cuarenta años habían cultivado juntos, compartido maquinaria e intercambiado productos, eran un gran equipo juntos. Lamentablemente, esto se vio afectado cuando un buen día el conflicto terminó en una explosión de palabras seguidas de semanas de silencio.
Una mañana alguien llamó a la puerta del hermano mayor. Era un carpintero que estaba buscando trabajo.
-Tengo un trabajo para usted, afirmó el hermano mayor. Al otro lado del arroyo, en aquella granja vive mi vecino, bueno, de hecho es mi hermano menor. La semana pasada había una hermosa pradera entre nosotros pero él desvió el cauce del arroyo para que quedara entre nuestras granjas. Él pudo haber hecho eso para enfurecerme, pero le voy a hacer algo mejor. ¿Ve aquella pila de desechos de madera junto al granero? Quiero que construya una cerca de dos metros de alto, no quiero verlo nunca más.
Acto seguido, el hermano mayor ayudó al carpintero a reunir todos los materiales y se fue al pueblo a buscar provisiones.
Al volver el granjero quedó atónito. No había ninguna cerca de dos metros; en su lugar había un puente que unía las dos granjas a través del arroyo. Era una fina pieza de arte con todo y pasamanos.
En ese momento, el hermano menor vino desde su granja y abrazando a su hermano le dijo:
-Eres una gran persona, construir este hermoso puente después de todo lo que he hecho y dicho.
Mientras se reconciliaban se dieron cuenta de que el carpintero estaba tomando sus herramientas y se marchaba.
-No, espera, dijo el hermano mayor, no puedes irte, tengo muchos proyectos para ti.
-Me gustaría quedarme, dijo el carpintero, pero tengo muchos puentes por construir.
Muchas veces permitimos que los malos entendidos nos separen de la gente que amamos, permitimos que el orgullo sea quien domine nuestras acciones y algo que podía arreglarse rápidamente se transforma en años de enfrentamientos y separación.
Nosotros estamos llamados a ser agentes de paz, a amar a nuestro prójimo, a perdonar las ofensas, sin importar quién se equivocó.
Así como el carpintero hizo del puente una obra de arte con los desechos de madera que tenía, nosotros debemos hacer nuestro mejor esfuerzo por reconstruir los lazos que nos acercan a las personas que amamos. No basta con un intento, hay que hacer lo mejor que podamos con lo que tenemos a nuestro alcance.
Recuerda que el rencor hace más daño a la persona que lo siente que a aquella que pudo generar la situación que causó ese sentimiento. Perdona, no permitas que en tu corazón eche raíces la amargura.
Por el contrario, sean buenos y compasivos los unos con los otros, y perdónense, así como Dios los perdonó a ustedes por medio de Cristo. Efesios 4:32
Ana María Frege Issa

30 de septiembre de 2013

21 de septiembre de 2013

Feliz Día!

Que el Amor de Dios este en cada corazoncito, familia, amigo/a, conocido, vecino, colega, hermana, hogar, en todos ♥ ... 
Los quiero!!!! Feliz día del Amor y la Amistad!

20 de septiembre de 2013

19 de septiembre de 2013

El Cuadro


Cuentan que un estudiante de arte había dado por finalizado su cuadro y decidió llamar a su maestro para que lo evaluara.
Se acercó el maestro, observó la obra con detenimiento y concentración durante un rato. Entonces, le pidió al alumno la paleta y los pinceles y con gran destreza dio unos cuantos trazos aquí y allá.
Una vez que el maestro terminó, le regresó las pinturas al alumno. Para asombro de éste último el cuadro había cambiado notablemente. Ante sus propios ojos la obra había pasado de mediocre a sublime.
Casi con reverencia le preguntó al maestro: ¿Cómo es posible que con unos cuantos toques, simples detalles, haya cambiado tanto el cuadro?
“Es de detalles, justamente, de los que está hecho el arte”. Contestó el maestro.
Al igual que el estudiante, nosotros tenemos la vista poco afinada. Creemos que cierta etapa de nuestra vida está terminada, que ya no hay nada más que hacer. Pensamos que un determinado problema está “resuelto” de la mejor manera y buscamos seguir adelante o tal vez pensamos que está bien nuestra vida así como está. Tal vez no es perfecta pero es “lo mejor que podemos hacer” y nos conformamos con el resultado.
Sin importar en qué etapa esté el cuadro de tu vida, si crees que está terminado o si piensas que aún no has llegado ni a la mitad pero ya no sabes cómo seguir, llama al Maestro, preséntale tu cuadro y permite que Él pueda terminarlo.
Dios no se rinde con ninguno de nosotros y aunque parezca que no está haciendo nada, el Maestro está trazando líneas finas, dándole toques que cada día nos van acercando más al cuadro final de nuestras vidas.
Si te detienes un momento, verás que tu vida no es igual a lo que era hace unos años, o quizás meses. Muchos no tenemos cambios de 180º de la noche a la mañana, es muy poca la gente que cambia tanto en poco tiempo.
La mayoría de nosotros hemos ido cambiando día a día. Dios nos va perfeccionando, a veces, sin que nos demos cuenta o entendamos lo que sucede e inclusive hay cosas que en su momento parecen carecer de sentido, pero después, cuando miramos nuestra vida, vemos que ya no somos los mismos de antes, que nuestras reacciones son diferentes, que nuestros pensamientos han cambiado, que ya no somos los mismos.
Dale paso al Maestro y permite que Él haga de tu vida una obra sublime.
Y estoy seguro de que Dios, quien comenzó la buena obra en ustedes, la continuará hasta que quede completamente terminada el día que Cristo Jesús vuelva. Filipenses 1:6 (NTV)
Ana María Frege Issa

12 de septiembre de 2013

Agradecimiento




"Que con cada persona que te encuentres hoy sea bendecida por ti, por tu mirada, tu sonrisa, tu toque... por tu presencia!". 

“You think that this is just another day in your life. It’s not just another day, it’s the one day that is given to you – today. It’s given to you, it’s a gift. It’s the only gift that you have right now and the only appropriate response is gratefulness”. 

"You don’t need to know what tomorrow holds, all you need to know is the One who holds tomorrow". 

Gracias Padre, TE AMO!!!!!
Gracias Peter Guirguis por compartir esta bendición en tu blog: Not Ashamed
Gracias Louie Schwatzberg por hacer este maravilloso video.

4 de septiembre de 2013

La película de tu vida


Existen países ubicados en una posición estratégica para el trámite de droga, de ello resulta que muchos de los traficantes han sido aprehendidos y han purgado su pena en las penitenciarías de dichos lugares.
Una ancianita cristiana solía visitar una de esas prisiones y a veces asistía al juicio de los detenidos. Cierto día Paolo, un conocido traficante, fue condenado, había sido delatado por una cinta que revelaba su conversación con otro traficante, esta grabación se había hecho sin que él lo supiera. Nuestra amiga lo visito en su celda y le dijo que los jueces lo declararon culpable a causa de esa grabación.
¿Sabe usted que toda su vida está siendo filmada y grabada por nuestro Dios mismo?. Algún día les será presentada; si el hombre dispone de medios técnicos, ¿Dios no tendrá los suyos?
"Y vi que todos los que habían muerto, tanto los humildes como los poderosos, estaban de pie delante del trono. Y fueron abiertos los libros donde está escrito todo lo que cada uno hizo. También se abrió el libro donde están escritos los nombres de todos los que vivirán con Dios para siempre. Los muertos fueron juzgados de acuerdo con lo que habían hecho y con lo que decían en los libros". Apocalipsis 20:12
Paolo se arrepintió y vio que todo lo que se estaba filmando de su vida era vergonzoso y triste que no quería que nadie lo viera. Pero Dios cambio por completo todo, lo perdono, escribió su nombre en el libro de la vida y desde ese momento comenzó a filmar con una nueva cinta la película de su vida.
¿Cómo esta nuestra película, estamos orgulloso de lo que se está filmando en ella? Deja que Dios sea quien guie la producción de la película, sea cual sea el comienzo solo Él puede borrar ese pasado y darte una nueva cinta para una nueva filmación. Empieza hoy, para que cuando llegue el momento en que te la presenten, tú te sientas bendecido y sobre todo por Dios que es el protagonista.
"Un día Dios nos llamará a cuentas por todo  lo bueno que hayamos hecho, tanto lo bueno como lo malo, aunque creamos que nadie nos vio hacerlo". Eclesiastés 12.14
Telma Céspedes

2 de junio de 2013

Su grandeza!


Les recomiendo leer esta preciosura! ✿
Feliz domingo, un abrazo en Amor!

El cielo azul nos habla
de la grandeza de Dios
y de todo lo que ha hecho.

Los días y las noches
lo comentan entre sí.

Aunque no hablan ni dicen nada,
ni se oye un solo sonido,
sus palabras recorren toda la tierra
y llegan hasta el fin del mundo.

En el cielo Dios ha puesto
una casa para el sol.

Y sale el sol de su casa
feliz como un novio;
alegre como un atleta,
se dispone a recorrer su camino.

Sale por un lado
y se oculta por el otro,
sin que nada ni nadie
se libre de su calor.

La ley de Dios es perfecta,
y nos da nueva vida.

Sus mandatos son dignos de confianza,
pues dan sabiduría a los jóvenes.

Las normas de Dios son rectas
y alegran el corazón.

Sus mandamientos son puros
y nos dan sabiduría.

La palabra de Dios es limpia
y siempre se mantiene firme.

Sus decisiones son al mismo tiempo
verdaderas y justas.

Yo prefiero sus decisiones
más que montones de oro,
me endulzan la vida
más que la miel del panal.

Me sirven de advertencia;
el premio es grande
si uno cumple con ellas.

Nadie parece darse cuenta
de los errores que comete.
¡Perdóname, Dios mío,
los pecados que cometo
sin darme cuenta!

¡Líbrame del orgullo!
¡No dejes que me domine!
¡Líbrame de la desobediencia
para no pecar contra ti!

¡Tú eres mi Dios y mi protector!
¡Tú eres quien me defiende!
¡Recibe, pues, con agrado
lo que digo y lo que pienso!

Salmo 19 (TLA)

2 de abril de 2013

Orquesta de instrumentos reciclados

La basura de una persona es el violín de otra: Orquesta de Instrumentos Reciclados de Cateura. "El mundo nos envía basura, nosotros les devolvemos música" Favio Chavez - Director de Orquesta

26 de marzo de 2013

Acerca de una vida con propósito



Creo que la diferencia entre lo que yo llamo una vida de sobrevivencia, una vida de éxito y una vida de sentido es el hecho de comprender, cual es la razón de mi existencia. Rick Warren

17 de enero de 2013

Un precioso testimonio de vida

Para los hombres es imposible —aclaró Jesús, mirándolos fijamente—, pero no para Dios; de hecho, para Dios todo es posible. Marcos 10.27